Comparación de los beneficios de losa de vigueta y bovedilla: Telgopor vs. cerámica

Cuando se trata de construir un techo de losa, generalmente se presentan dos opciones: el ladrillo de poliestireno o el ladrillo cerámico. En este artículo, el arquitecto Marcelo Cella te ayudará a entender cuál de los dos es más conveniente para tu proyecto.

lo mejor en losa de vigueta y bovedilla ladrillo de telgopor o bovedilla ceramica

Las losas aligeradas

Las losas aligeradas son una alternativa más liviana y económica a las losas de hormigón armado tradicionales. Estas losas constan de tres elementos principales: las viguetas, el hormigón armado y las bovedillas o ladrillos que rellenan los espacios entre las viguetas.

¡Es importante destacar que estas bovedillas no cumplen ninguna función estructural y su único propósito es ser soporte!

Los ladrillos para techos

Actualmente, existen dos opciones comunes de ladrillos para techos en el mercado: el ladrillo de poliestireno (EPS) y el ladrillo cerámico.

El ladrillo de poliestireno

El ladrillo de poliestireno, también conocido como casetón de unicel o tecnopor, está hecho de poliestireno expandido. Tiene medidas aproximadas de 40 centímetros de largo y presenta un color característico.

El ladrillo cerámico

El ladrillo cerámico, por otro lado, está compuesto por un material cerámico lleno de huecos. Al igual que el ladrillo de poliestireno, tiene medidas similares y se utiliza en la construcción de techos de losa.

Comparación entre ambos ladrillos

Ahora, veamos una comparación detallada entre el ladrillo de poliestireno y el ladrillo cerámico para techos de losa.

1. Medidas: Ambos ladrillos tienen medidas similares, en torno a los 40 centímetros de largo.

2. Peso: El ladrillo de poliestireno es mucho más ligero que el ladrillo cerámico.

3. Aislamiento térmico: El ladrillo de poliestireno tiene una mayor capacidad de aislamiento térmico.

4. Resistencia al fuego: El ladrillo cerámico es más resistente al fuego que el ladrillo de poliestireno.

5. Costo: El ladrillo de poliestireno tiende a ser más económico que el ladrillo cerámico.

Peso ligero

Una de las principales ventajas del ladrillo de poliestireno es su peso ligero. Con un peso de solo 350 gramos, es mucho más liviano que los ladrillos cerámicos convencionales. En comparación, los ladrillos cerámicos pueden llegar a pesar entre 56 y 70 kilos por metro cuadrado de losa. Esta diferencia de peso tiene un impacto significativo en la maniobrabilidad y el costo de la mano de obra para el montaje.

Además, el ladrillo de poliestireno es una verdadera pluma, lo que facilita su transporte y colocación en la obra.

Aislamiento térmico

Hablando de aislamiento térmico, el poliestireno y los ladrillos cerámicos comparten el hecho de estar compuestos principalmente de aire. Sin embargo, la ventaja está a favor del poliestireno, ya que este material contiene aproximadamente un 98% de aire. Por otro lado, los ladrillos cerámicos son buenos conductores de temperatura.

Es importante tener en cuenta que la aislación térmica del ladrillo de poliestireno no es continua, ya que existen huecos y áreas de material cerámico, lo que puede afectar su eficacia en comparación con el poliestireno.

Otros aspectos a considerar

Finalmente, es relevante señalar que los ladrillos de poliestireno son más propensos a moverse o volarse con el viento, por lo que esto debe tenerse en cuenta en zonas con fuertes vientos. Asimismo, su utilización puede afectar el dimensionamiento de los cimientos y estructuras, especialmente en losas más amplias.

Aunque tiene algunas limitaciones, sus ventajas lo convierten en una opción a considerar en proyectos de bricolaje, reformas y hogar.

En este artículo vamos a comparar dos tipos de ladrillos muy utilizados en reformas y bricolaje para el hogar: los ladrillos de poliestireno y los ladrillos cerámicos. Analizaremos diferentes aspectos importantes a tener en cuenta al momento de elegir uno u otro.

Aislación térmica

Una de las características más relevantes en la comparativa entre estos dos materiales es su comportamiento ante el frío y el calor. Los ladrillos de poliestireno son conocidos por ser más aislantes térmicos, gracias a su composición. Por otro lado, los ladrillos cerámicos tienen una menor capacidad de aislación térmica, pero pueden reforzarse con otras capas de aislamiento.

Prevención de humedad

Otro aspecto a tener en cuenta es la formación de humedad y hongos en las viviendas. En este sentido, los ladrillos de poliestireno son más propensos a la formación de manchas y hongos debido a que no tienen aislación en sus viguetas. Por lo tanto, es necesario reforzar la aislación en la vigueta para evitar la condensación de humedad y la aparición de hongos. En cambio, los ladrillos cerámicos son inertes ante el fuego y no propagan las llamas, lo que los hace menos propensos a la formación de hongos.

Resistencia y carga

La resistencia y carga es otro aspecto importante a considerar. Los ladrillos de poliestireno no resisten cargas superiores a los 15 kilos, por lo que es necesario reforzar el anclaje si se van a instalar artefactos de iluminación pesados. Por otro lado, los ladrillos cerámicos resisten cualquier peso y se pueden utilizar con cualquier tipo de tarugo.

Disipación del calor

Un punto a tener en cuenta en la comparativa es la disipación del calor. Los ladrillos de poliestireno disipan mal el calor, lo que puede concentrar el calor sobre los artefactos de iluminación. En cambio, los ladrillos cerámicos disipan bien el calor gracias a sus huecos internos, evitando la concentración de calor.

Revestimiento y enjarre

Otro aspecto a considerar es la posibilidad de revestir o hacer un enjarre en el techo o cielo raso. En este aspecto, los ladrillos de poliestireno presentan algunas dificultades, ya que no son tan amigables para realizar estos trabajos. Por otro lado, los ladrillos cerámicos permiten realizar revestimientos y enjarres de manera más sencilla.

Cuando realizas trabajos de bricolaje y hogar, es importante asegurarte de que el mortero se adhiera correctamente a las superficies. Si no se hace ningún trabajo especial para favorecer la adherencia, se pueden utilizar algunas alternativas. Veamos algunos ejemplos:

1. Dejar pelos de alambre en las viguetas

Una opción es dejar pelos de alambre en las viguetas antes del hormigonado. Luego, se coloca un mallado metálico sobre el cual se realiza el revoque para favorecer el anclaje.

2. Utilizar ligantes o puentes de adherencia

Una opción recomendada es utilizar ligantes o puentes de adherencia. Estos líquidos se agregan al agua de amasado y luego se mezclan con el mortero a proyectar. Al realizar un pequeño salpicado sobre los ladrillos de poliestireno, se obtiene una superficie más áspera y favorable para la adherencia del mortero.

3. Aprovechar las ranuras de los ladrillos de poliestireno

Los ladrillos de poliestireno suelen tener ranuras que actúan como mejoradores de anclaje. Estas ranuras permiten que el mortero se adhiera mejor al realizar el proyectado sobre el cielo raso.

4. Considerar un cielorraso independiente

Otra alternativa es optar por un cielorraso independiente de placas de yeso, madera o PVC. Sin embargo, esto implica un sobrecosto y debe ser una decisión de proyecto.

Es importante tener en cuenta que, en términos de costos, el bloque de poliestireno suele ser aproximadamente un 30% más económico que los cuatro ladrillos cerámicos. Además, el bloque es más maniobrable y fácil de montar, lo que debería representar un menor costo de mano de obra. Sin embargo, es importante evaluar todos los costos finales antes de tomar una decisión.

Al momento de realizar una reforma en nuestro hogar, una de las decisiones más importantes es la elección de los materiales. En el caso de los techos y la construcción en general, debemos optar entre bloques de poliestireno o bloques de cemento. Ambas opciones tienen sus ventajas y desventajas, por lo que es fundamental conocerlas antes de tomar una decisión.

Uso de ligantes y mallas de fibra de vidrio

Para asegurar la adherencia de los bloques de poliestireno o cemento en un revoque o cielorraso, es recomendable utilizar ligantes o incluso mallas de fibra de vidrio. Estos elementos mejorarán la resistencia y durabilidad de la superficie.

Consideraciones técnicas

Es importante tener en cuenta algunas consideraciones técnicas al momento de elegir entre bloques de poliestireno y bloques de cemento. El peso de la estructura, la maniobrabilidad, la relación térmica y los costos son factores a considerar.

Ventajas de los bloques de poliestireno

En general, los bloques de poliestireno presentan varias ventajas. Por un lado, son más livianos que los bloques de cemento, lo que facilita su manipulación y transporte. Además, tienen un mejor rendimiento térmico, lo que contribuye al ahorro energético en el hogar. Por último, su instalación suele ser más rápida y sencilla.

Veredicto final

Si bien ambos tipos de bloques son opciones válidas, las ventajas de los bloques de poliestireno inclinan la balanza a su favor. Sin embargo, es importante tener en cuenta que si se necesita colgar estructuras pesadas, los bloques de cemento pueden ser más adecuados.

Ambas opciones tienen sus ventajas, pero los bloques de poliestireno ofrecen beneficios significativos que vale la pena tener en cuenta.

Recuerda que en nuestro canal encontrarás más información sobre temas relacionados con la construcción y el hogar. ¡Suscríbete para no perderte ningún vídeo y participar en futuros sorteos y consultas online gratuitas!

LADRILLO POLIESTIRENO EXPANDIDO (telgopor) O LADRILLO SAPO (cerámica) CUAL ES MEJOR??🤔🧱

Artículos relacionados

Deja un comentario